Plentzia-Armintza por el faro y monte Ermua

Domingo de febrero soleado y ventoso tras una semana dedicada en su mayor parte al cuidado y la compañía. Tomar aire físico y emocional con buenos amigos. Respirar, andar, cavilar al paso o dejar ir a la cabeza a su bola. Disfrutar de las vistas, las olas, el paisaje, el sol, los arco iris en…