Vacío vital. Agota Kristof

En la fábrica, toda la gente es agradable con nosotros. Nos sonríen, nos hablan, pero no entendemos nada. Aquí es donde empieza el desierto. Desierto social, desierto cultural. A la exaltación de los días de la revolución y de la huida le siguen el silencio, el vacío, la nostalgia de los días en que teníamos…

La letra invisible. Edurne Portela

Precioso y entrañable el texto de Edurne Portela en La marea que me trae recuerdos cercanos de una práctica que mi madre hasta hace tres años hacía: embotar bonito para la familia y que en se último año hice con ella en la cocina de casa. Detrás de todo ello como cuenta Edurne, de esos…

Zollo. El abuelo

Hoy a la mañana he hecho una bonita excursión. Bilbao-Pagasarri-Zollo-Ugao. Hacía muchos años que no paraba por Zollo, donde nació el abuelo paterno. Sentado en el pórtico de la iglesia me acordaba de lo que una noche en San Miguel de Aralar me dijo José Miguel Barandiaran: todos los Barandiaran, venimos de Ataun. Al ponerme…

Tiempos lentos…

Los muertos y contagiados, probablemente bastantes más de los que nos dicen, crecen rápido, mientras que nuestro tiempo personal y encerrado parece avanzar más lento de lo habitual. Se acabó la prisa. Quizás lo único que tengamos en algún momento es el sentimiento de urgencia de que esta situación termine. A lo que nos gusta…

Los balcones y las ventanas en tiempos de confinamiento

Lo escribí hace dos años y medio aproximadamente, en julio de 2017. Hoy por la situación del mirar desde a.. fruto del confinamiento me ha vuelto a venir a la memoria. Quiero también con ello recordar y no olvidar a aquellas personas que por motivos de enfermedad y más allá y después del coronavirus tendrán…

89 años con besos

Hoy cumple 89 años. Está feliz. Nosotros también. El año pasado, ha sido un año complicado, no pudimos celebrarlo. Hoy, tenía ganas de quitarse la espinita. Hemos quedado a comer, pero nos hemos acercado a la mañana a llevarle unas flores. Le ilusionan y las agradece, pero de repente, me dice, “dame un beso que…

La vida es un por si acaso… Paco Goyanes

Paco, librero de Cálamo, nos regala periódicamente textos vitales que tienen como base la cotidianidad de la vida y a los que al final, les da siempre un requiebro inteligente para acercarlos a su quehacer laboral semanal. Mi hijo Alex, que a principios de este año empezó ya a volar por libre, también hizo un…